Etiquetas

Sequoiadendron giganteum

??????????

A lo largo de la historia, ha pasado por diferentes denominaciones, siendo, en la actualidad el de secuoia gigante el más popular.

EL nombre vulgar procede de su primitiva denominación científica, “Sequoia”. También a veces se le llama “secoya gigante” en atención a su imponente tamaño. Su denominación científica ha pasado por diversos avatares al considerarse criterios netamente científicos y cuestiones de otra índole.

??????????

El primer nombre que recibió, «Sequoia», parece que se derivaba de un jefe de las tribus de pieles rojas llamado Sequoyah, indio de sangre mezclada (padre alemán y madre cherokee), que inventó un sistema de escritura en 1821.

A pesar de ser “Sequoia” el nombre científico más antiguo, los botánicos ingleses decidieron en 1853 cambiarlo por Wellingtonia dedicado a su famoso militar; pero lógicamente los botánicos americanos, no entusiastas de esta idea, pensaron que si se iba a dedicar al honor de un gran soldado, éste debía ser Jorge Washington, y le denominaron Washingtonia en 1854.

Por supuesto que estos nombres que vulneraban las reglas científicas no han sido demasiado utilizados por los botánicos puristas, y se ha vuelto a llamar “Sequoia gigantea”. Después, los sistemáticos han seguido ahondando en los caracteres botánicos de este árbol y han considerado que estaría mejor encuadrado en un género nuevo, y así en 1939 un eminente botánico americano, John T. Buchholz, le denominó «Sequoiadendron giganteum», aunque algunos científicos discuten este nombre.

DSCN2535

Lo que nadie discute es el considerable tamaño que los árboles de esta especie llegan a lograr, lo que les ha dado fama universal. La conocida como “General Sherman” el mayor ejemplar conocido y el ser vivo de mayor edad, podría proporcionar tanta madera como media hectárea de píceas.

En el parque de la Fuente del Berro podemos observar un excelente ejemplar que no hace falta indicar donde se encuentra: es suficiente con mirar hacia arriba.

Anuncios