Etiquetas

PHOENIX CANARIENSIS

DSC_0065

La palmera canaria del palacio del Marqués de Elduayen, catalogada como árbol singular por la Comunidad de Madrid, es una especie de palmera endémica de las Islas Canarias que debido a su belleza, facilidad de adaptación y resistencia al frío es una de las palmeras que más se usa en jardinería. Es una especie protegida en las islas de origen. La palmera canaria se considera, según una ley del Gobierno de Canarias, el símbolo natural del Archipiélago Canario, conjuntamente con el canario

Habita las zonas bajas de las Islas Canarias, típicamente entre 100 y 500 m de altura, siendo parte de la vegetación llamada Bosque Termófilo. Con las raíces aprovecha bolsas de agua subterráneas y sobrevive a cortos periodos de encharcamiento. Es una especie muy longeva, tanto que los ejemplares más altos llegan a superar los dos y quizás tres siglos de edad.

DSC_0066

En Canarias existe una multitud de aprovechamientos de las distintas partes de la palmera, hoy parcialmente en desuso. En la Isla de La Gomera, se extrae la savia llamada guarapo para producir la Miel de Palma. Produce frutos comestibles parecidos a los dátiles de Phoenix dactylifera, pero de menor tamaño y menor calidad para el paladar. Las hojas se utilizan como escobas, es común ver a los barrenderos de las islas utilizarlas como herramienta de trabajo.

El Palacio del Marqués de Elduayen (Paseo de Recoletos,25) fue construido entre 1890 y 1895 por el entonces director de la Escuela de Arquitectura, Miguel Aguado de la Sierra, junto a otro de los palacios más interesantes del paseo de Recoletos, el de la Duquesa de Medina de las Torres (1881-1884). Y es que estos dos palacios al ocupar el gran solar donde en tiempos estuvo el Circo de Price, terminaron por definir a esta zona como una de las más elegantes de la ciudad, de por sí embellecida por los palacios del Marqués de Salamanca, del Marqués de Alcañices -también Duque de Sesto- y por notables edificios de viviendas.

En el siglo XX el palacio perdió su carácter residencial y ha sido reformado interiormente para acoger oficinas, como las que actualmente tiene instaladas su propietario, la compañía Maphre.

DSC_0075

Anuncios